Feminismo de antes vs feminismo de ahora. ¿Qué ha cambiado?

Yo no paro de verlo por todas partes. “El feminismo de antes sí era chévere”, “el feminismo de antes luchaba por cosas que valían la pena”, “las feministas de ahora sólo son mujeres que odian a los hombres“. ¿Ustedes no? La crítica al feminismo actual aludiendo al feminismo en sus orígenes, argumentando ese ese sí valía la pena no para de aparecerme en todas partes. Muchas veces no sé si se pretende alabar al feminismo de principios del siglo pasado o desestimar el de ahora. Porque, comparándolo es obvio que no son lo mismo (raro sería que lo fueran), entonces, ¿cuál es mejor?, ¿más válido? ¿Por qué siempre se añora lo de “antes” creyendo que lo que tenemos es malo o simplemente no tan bueno?

Creo que es obvio que el feminismo tiene que cambiar porque los tiempos han cambiado: las mujeres pueden votar en muchas partes del mundo, salir a trabajar, tienen elección sobre casarse o no. Los ideales sobre los que se sustentó al principio el feminismo no tienen demasiado sentido ya en muchas partes del mundo porque son cosas que ya se consiguieron. Así que, como cualquier ideología, cambia, evoluciona, busca otros objetivos (porque creo que es obvio que aún existe una enorme brecha de género) y se renueva. A veces para mal, a veces para bien.

Las suffragettes

Desde los siglos de la ilustración se pregonaba la igualdad, sin embargo, esa igualdad nunca fue extensible a las mujeres, a pesar de que las primeras precursoras feministas que se suelen mencionar cuando se habla de este movimiento se ubican en esas fechas.

Olympe de Gouges publicó en 1971 la “Declaración de los derechos de la mujer y la ciudadana” y en 1792 Mary Wollstonecraft escribió la “Vindicación de los derechos de la mujer“, planteando demandas inusitadas para la época: igualdad de derechos civiles, políticos, laborales y educativos, y derecho al divorcio como libre decisión de las partes. Sin embargo, no se logró mucho y las mujeres empezaron a darse cuenta de que si querían igualdad tendrían que luchar ellas mismas. Y, como supongo que ya han oído, surgieron las sufragistas, las suffragettes.

Sufragettes

Su demanda principal era el derecho al voto, a partir del cual esperaban obtener las demás demandas. El movimiento no tuvo el mismo eco en todas partes del mundo y fue en Inglaterra y en USA donde tuvo más relevancia. Muchas personas se refieren a estas feministas como las que “valían la pena” o las que luchaban por cosas que realmente “valían la pena”. Quizá, ahora que tenemos muchos de los derechos que ellas fueron consiguiendo, no lo vean con la misma perspectiva, pero en su tiempo fueron muy criticadas y tachadas de locas.

Quizá hoy toda esa propaganda nos de risa o la encontremos absurda, pero es increíble que algunas imágenes aún estén vigentes. ¿Quién que se haya declarado a favor del feminismo alguna vez no ha oído que las feministas son unas misándricas que odian a los hombres (no, en general no lo son)?, ¿o que sólo quieren volver a los hombres mandilones que se queden en la casa (no, en general no se busca eso)? Y, curiosidades de la vida, esas son las mismas personas que defienden que el “feminismo de antes sí valía la pena“. En fin, las cosas no han cambiado tanto como nos gustaría creer.

El nuevo feminismo

Después de la Segunda Guerra Nundial, en la mayoría de los países europeos y en algunos países americanos, las mujeres habían conseguido el derecho al voto, así que ese ya no era el principal objetivo. Claro que el derecho al voto fue algo por lo que muchas feministas siguieron luchando en muchos países, pues en algunas partes del mundo las mujeres no pudieron votar hasta los ochentas e, incluso en países como los Emiratos Árabes Unidos, hasta 2006 (y seguro que aún hay países donde las mujeres no pueden votar).

El llamado nuevo feminismo se centra en unos ejes diferentes:

  • La redefinición del concepto de patriarcado (a muchos les suena, pues es un concepto que ahora surge en todas partes).
  • El análisis de los orígenes de la opresión de la mujer, el rol de la familia
  • La división sexual del trabajo y el trabajo doméstico,
  • La sexualidad
  • La reformulación de la separación de espacios público y privado y el estudio de la vida cotidiana.

Se marca como sus preocursoras a Simone de Beauvoir (“El segundo sexo“, seguramente la conocen) y a Betty Friedan (“Mística de la femineidad“)

Simone de Beauvoir

No se nace mujer: se llega a serlo. Ningún destino biológico, psíquico, económico, define la imagen que reviste en el seno de la sociedad la hembra humana; el conjunto de la civilización elabora este producto intermedio entre el macho y el castrado que se suele calificar de femenino. Sólo la mediación ajena puede convertir un individuo en alteridad. (El segundo sexo, página 371).

Simone de Beauvoir defiendo que nadie nace “mujer”, si entendemos mujer como el género, ese conjunto de convenciones sociales por las cuales identificamos que alguien es mujer, sino que se llega a serlo. Que lo que entendemos y conocemos por “mujer”: una persona coqueta, sensible, cariñosa, etcétera, es sólo un producto social construido socialmente.

Aún hoy, hay quien insiste que existen diferencias entre los hombres y las mujeres, por supuesto, existen diferencias biológicas, pero en lo referente a la personalidad, creo que existen las diferencias normales que existen entre un ser humano y otro y que no es posible englobarlas por sexos. Ya se ha demostrado que las mujeres y los hombres pueden ser igual de inteligentes y capaces para una gran cantidad de trabajos y profesiones.

Y aún en nuestro presente lo que dijo Simone de Beauvoir está vigente. Por supuesto que los tiempos cambian y evolucionan, pero seguimos oyendo frases como “los hombres no lloran”, “te comportas como mujer”, “las mujeres deben ser sensibles”, “es una marimacho”, “una mujer bella huele a perfume y no a cigarro”… y de hecho, podemos seguir hasta el infinito.

El feminismo (o los feminismos) del siglo XXI

Modern-feminism
No es uno sólo, como muchas personas parecen creer. Hay corrientes para gusto de todos y mientras unas apoyan una cosa, otras apoyan otra. Desde las feministas más radicales, las feministas en europa, en Estados Unidos, las feministas musulmanas, judías, socialistas… Como quien dice: el feminismo de ahora no es uno, son muchos y están extendidos a lo largo y ancho de todo el mundo. ¿Por qué cambia? Porque el mundo cambia. No podemos pretender que el feminismo que vemos hoy sea el mismo que estaba empezando hace doscientos años. El mundo cambia, se mueve, nada es estático.

El feminismo de antes no luchaba por “las cosas que valían la pena” sino por los derechos que, para la mayoría de las mujeres, eran más importantes en ese momento. Hoy, muchos de esos derechos se han alcanzado en gran parte del mundo y no tendría sentido seguir luchando por eso. Los problemas en el feminismo han cambiado y el feminismo con él.

No es cierto cuando alguien dice que ya conseguimos lo que queríamos: sólo tenemos que voltear y ver a nuestro alrededor que la brecha de género aún existe (en algunas partes más que en otras), los estereotipos aún nos rodean y se sigue condenando a las mujeres por como se visten, por si eligen su carrera sobre la familia, por si eligen la familia sobre la carrera, por si estudian una carrera MMC (mientras me caso), por si estudian una carrera “de hombres”. La brecha de género existe y, en general, el feminismo de ahora pretende, entre muchas, muchísimas otras cosas, reducirla.

feminism is the radicalEl feminismo no es una secta, no tienes que estar de acuerdo con todo el mundo. En ese caso, ni siquiera tendría sentido. La diversidad de opiniones es buena, siempre y cuando se argumente. Quizá no te gusten campañas más radicales como #FreeTheNipple (que hace muy notorio el tabú que aún existe sobre la semi desnudez de la mujer), o aquellas que buscan quitarle el tabú a la menstruación (¡es sólo un proceso biológico, carajo!), pero estés de acuerdo con otras cosas, como buscar la igualdad de la mujer con el hombre en todo sentido: en el trabajo, en el hogar, en los sueldos… No importa.

El feminismo busca una cosa (a través de distintas campañas): la igualdad entre hombres y mujeres. Si tienes duda, siempre puedes consultar en la RAE:

feminismo.
(Del lat. femĭna, mujer, hembra, e -ismo).
m. Movimiento que exige para las mujeres iguales derechos que para los hombres.

El feminismo no es lo opuesto al machismo, no busca establecer el matriarcado, una feminista no odia a los hombres por ser feminista. Y como siempre, hay que recordar: decir feminista no te hace mejor moralmente, ni superior, ni nada por el estilo. No es una moda, ni algo para que las solteras se hagan notar, no.

Al final, para saber si eres o no eres feminista (aunque sea un poquito), sólo tienes que hacerte una pregunta:

¿Crees que las mujeres y los hombres deben tener los mismos derechos y obligaciones?

Anuncios

3 comentarios en “Feminismo de antes vs feminismo de ahora. ¿Qué ha cambiado?

  1. Joseph K. dijo:

    No te podes basar en lo que significa el feminismo por una definición, deberías basarte en los hechos que demuestra dicho movimiento. El feminismo moderno busca la igualdad del hombre y la mujer desde el punto de vista en el que la mujer es la afectada. Nunca vi a una feminista luchar por los derechos del hombre. Yo obviamente apoyó a la igualdad de genero pero siempre y cuando esta vista desde un punto de vista justo e igualitario. La mayoría de los planteamientos feministas de hoy en día son sobre tabúes o hechos que se dan en ambos sexos. Las mujeres tienen que ser de X manera y los hombres de Y manera, trabajos de hombres, trabajos de mujeres, las responsabilidades de los hombres, las responsabilidades de las mujeres, etc, etc.

    Para agregar, creo que a lo que la mayoría de personas les molesta de este movimiento “feminista” que muchas veces roza y es hembrista debido a la cantidad de radicalidad que tienen muchos sectores de este, basta con salir a las calles y ver como se manifiestan y “protestan”.

    Saludos.

  2. Diana dijo:

    Recientemente se ha visto un comportamiento “feminista” un tanto agresivo. En Argentina han hecho unas manifestaciones donde se demuestra agresividad.

    El feminismo antes tenia mas sentido por que la mujer estaba en un real patriarcado. En la España actual, no se puede considerar que hay un patriarcado porque es verdad que hay leyes que favorecen al hombre pero también las hay que favorecen a la mujer por ejemplo la custodia de un niño después del divorcio en una relación hatero. Es cierto que hay personas machistas, como hay personas de un bajo intelecto y personas con poca moral. Pero tienes la posibilidad de alejarte de estas personas o enseñarle tus ideologías a menos que estés siendo manipulado o/y maltratado por una de estas.

    Mucha gente se considera feminista por la simple fama que ello genera. Pero luego se puede ver la realidad. En mi experiencia con estas personas, he visto como insultaban a una persona por el simple hecho de tener una ideología contraria a ellos. Entiendo que las ideologías machistas sean inmorales pero una persona puede tener
    las, ser una persona con educación e intelecto pero haber tenido padres machistas. Al ser insultados y desprestigiados esas personas se oponen a los pensamientos feministas.

    El feminismo tiene muchas fallas algunas mas grabes que otras. La primera es el mismo nombre. Feminismo significa igualdad de géneros pero proviene de la palabra femenino entonces no es un nombre adecuado, si lo seria por ejemplo igualitarismo. Hetero patriarcado es otro sin sentido.

    Otra falla es que si hay patriarcados el problema es que estos patriarcados suelen estar en países pobres donde la mayoría de gente no tiene acceso a Internet y gran parte de mensajes feministas están allí por tanto no hay manifestaciones. Se puede decir que el gran problema no es el machismo si no la mala distribución del dinero. Por que creo que si esa pobreza se acabara, también se acabaría el patriarcado. Ademas del problema de Internet también esta que esas personas si están oprimidas, no pueden manifestarse.

    Creo que es necesario el feminismo, por supuesto que se necesitan esas manifestaciones pacificas pero no he visto a nadie manifestándose por el tercer mundo cuando es allí donde hay gran cantidad de machismo.

    • Nea Poulain dijo:

      Hola.

      Primero que nada, gracias por tu comentario.

      Yo es que comparo la agresividad de ahora de antes y no veo punto de comparación. Las sufragistas pusieron bombas en varios países. Todavía no veo feminismo de hoy plantando bombas. Y aunque yo soy pacifista y toda la madre, no voy punto de comparación, ni sentido en criticar el tono de la protesta si no es para sugerir bien. Eso es fiscalización de tono.

      Las feministas de antes y las de ahora siguen en un real patriarcado. Han conquistado derechos, pero el patriarcado no ha dejado de ser real, sólo ha cambiado de cara aquí y allá. Hay cosas que no se comparan, pero bueno, el patriarcado sigue siendo real.

      La ley de la custodia en realidad no favorece a la mujer: asume que la mujer debe encargarse de sus hijos. Algo un poco sexista, si me permites la opinión. Y así como hay leyes que favorecen a la mujer en casos de maltrato ante los hombres, hay leyes que favorecen al obrero del patrón, ¿por qué? Porque uno está más desfavorecido que otro. El día que haya igualdad o equidad esas leyes no serán necesarias.

      Sinceramente, yo soy intolerante ante la intolerancia y no dejo pasar un sólo machismo que pase por enfrente de mí. No me interesa agradar o que el feminismo agrade, debo decir. Me interesa que lo entiendan y por eso lo explico, pero no creo que tengamos necesidad de hacerlo más agradable para que quieres son machistas (aka los opresores) no se sientan atacados.

      El nombre del feminismo es porque el género femenino es el que sufre la opresión. Es una cuestión de género y no se vale invisibilizarla. En lo que estoy de acuerdo es en el que el feminismo tiene fallas todavía, pero esa no es una de ellas. El feminismo NO busca per se la igualdad, sino que busca la liberación de la mujer, siendo la igualdad una consecuencia inmediata a ello.

      El patriarcado es general, sólo cambia de cara. Lo hay en latinoamérica y en los países africanos y en los países árabes. Lo hay hasta en Estados Unidos. Manifestaciones feministas hay hasta en Ghana y en Irán. En India vi una. Las mujeres se quejan hasta en Arabia Saudita y reclaman derechos en Irán. (Para más información, en Arabia Saudita quieren conducir y dejar de tener guardianes y en Irán, pelean por que se quite la ley del hijab obligatorio).

      La distribución del dinero es un problema, sí, y se suele intersectar con el machismo. No son excluyentes. Las mujeres pobres son más jodidas que las mujeres ricas.

      YO VIVO EN EL TERCER MUNDO. Latinoamérica es tercer mundo. India es tercer mundo y se manifestaron en enero con la consigna #IWillGoOut, Bangladesh también, Irán también, en Egipto, que según recuerdo también es tercer mundo, también hay manifestaciones. Es cosa de, oh, ver las noticias.

      De nuevo, gracias por el comentario, espero haber clarificado algunas cosas.

      Nea.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s